Las mascotas en Metro Bilbao



Foto de Deia

Hoy hemos conocido que "Metro Bilbao ha pedido al Gobierno Vasco flexibilizar la admisión de mascotas en el suburbano adaptando la normativa a las leyes europeas".

Desde las asociaciones protectoras de animales se ha exigido desde hace años al metro que lo flexibilizara, recibiendo silencio o largas como respuesta.

En cercanías Renfe, hace años que se permite, en Euskotren se permite desde hace unos meses. Eso si, tienes que cumplir una serie de normas, perro atado y si hiciera falta con bozal y sólo en determinados vagones.

¿Que tipo de fomento del transporte público se hacía desde la administración?.

Por poner un ejemplo, si tu veterinario no está en tu misma localidad, aunque esté conectada por metro con la tuya, debías coger tu coche para llevar a tu mascota. Si adoptabas un gato, normalmente en Bilbao, que es dónde está la sede de la protectora, si ibas para la margen derecha, tenías que coger el coche. Seguro que Pelutxa me podría decir mas casos.

No se cual ha sido el motivo del cambio de rumbo que se ha dado, pero bienvenido sea. Lo que si me gustaría es que su director de comunicación nos lo dijera ..., ya que después de tantas quejas y reclamaciones y las nulas o exiguas respuestas, creo que las protectoras de animales y sus miembros se lo merecen.

Por cierto, si leeis la noticia, todo el mérito es de Metro Bilbao ..., ¡manda webs!.

Salu2



Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Pues a mi parecer, no me hace ninguna gracia meterme en el metro y tener a un chucho al lado oliendote, dejandote las babas, o pegandote las pulgas y llevartelas para casa.
A Metro Bilbao se le ha ido la olla con este tema
Anónimo ha dicho que…
pues a mi manera de ver este asunto de los perros y gatos en el metro puede terminar siendo un infierno para todos aquellos que como yo,no sentimos simpatía por estos animales,y que pienso que con todo el derecho parezca bien o mal, nos producen rechazo, asco, etc...y sin poder hacer nada para remediarlo.También se me ocurre que mucho nos quejamos de aquellos que dejan un rastro oloroso a su paso en los espacios cerrados, que pasará con sus mascotas?
Pelutxa ha dicho que…
Para todos aquellos que "no sienten simpatía por estos animales", es muy fácil.

Primero, no coger los vagones en los que se permiten animales. Hay muuuuchos vagones sólo para "personas".

Y segundo, en el caso de Metro Bilbao, es imposible que un perro vaya a olerte, dejar las babas o pegar las pulgas (sin comentarios)ya que es obligatorio llevarlos en transportin.

Lo que me sorprende siempre de estas noticias es que cuando viajamos a Europa todo esto es normal y todo el mundo comparte "transporte público" con las mascotas y nadie se queja...

En fín...
Anónimo ha dicho que…
Por favor Pelutxa, no me hagas reir, nosotros no nos parecemos en nada con "Europa".
En Europa recogen los excrementos, no escupen por la calle y la gente no es tan guarra como aquí. Es triste decirlo, pero es la realidad.
Ya veremos con el paso del tiempo como acaba este tema.
Pelultxa ha dicho que…
Si lo que pretendes es entrar en polémicas absurdas, conmigo lo tienes difícil.

En ningún momento digo que seamos como Europa, sino que la gente a la que no le gustan los animales, si viaja por Europa y coge transporte público donde sí están permitidos los animales, no protesta.

Los animales tienen que ir en un transportín tal y como he indicado (sólo gatos y perros de menos de 8 kilos), por lo que el tema de las defecaciones es prácticamente imposible.

Si viajas en Cercanías RENFE,desde hace muchísimos años, puedes entrar en cualquier vagón con tu perro, sin restricciones de tamaño, únicamente atado con la correa, y no ha habido ningún problema.

Y lo dicho, no entiendo la polémica cuando cada uno tiene lo que quiere. Vagones en los que no pueden entrar los animales y vagones en que sí...
Anónimo ha dicho que…
Mira yo no pretendo entrar en ninguna polemica.
Yo solo he dejado aquí mi opinión (que guste o no es mi opinión), y vos os habeis dado por aludido u ofendido.Y ¿como estás tan seguro de que en Europa nadie se queja?,¿acaso tienes un yó en cada pais europeo para asegurarlo?.Como he dicho antes, ya lo veremos.
Tutto ha dicho que…
@Anónimo, creo que Pelutxa lo ha dejado bien explicado, el perro o gato irá en un transportín y sólo en determinados vagones, por tanto la gente que no tiene simpatía por perros y gatos podrá viajar con total libertad sin ver amenazada su integridad. ;-)

Respecto a parecernos a Europa, estoy contigo de acuerdo, si nos parecieramos, los animales no irían en transportín en metro, sino atados con su correa, en los restaurantes y hoteles e incluso en algunas compañías aéreas, se podría entrar libremente con ellos. Y no, no tengo yoes en todos los países pero entre mi propia experiencia de viajes y la de mis amigos y mi familia que reside en Francia y Bélgica, me he hecho una perfecta situación.

te cuento una anécdota personal, sin mascota de por medio y creo que de esto, no se ha quejado nadie, cuando me monté con mi niña de dos meses en el metro, por cierto, SÓLO en el último vagón, la gente casi no me dejó montarme, ni por supuesto, sitio para apoyarme y tuve que ir casi pegado a la puerta, lo de sentarme lo dejo porque me da la risa de pensarlo.

Solución, no volveré a coger el metro mientras mi niña no dejé el carro y/o la silla, iré en RENFE, que aunque más cutre que el metro, tanto con mascota como con carrito de niño, viajamos como los europeos.

@Pelutxa, de acuerdo con tu exposición. Lo de europeos ..., en Euskadi nos gusta mucho compararnos con ellos, pero somos más mediterráneos de lo que parecemos ... ;-)
Pelutxa ha dicho que…
@Anónimo...

En ningún momento me he dado por aludido u ofendido, simplemente he rebatido tus afirmaciones con datos.
Me gusta el debate sano, y así creo que debe ser en un blog. Si se pone un comentario, es lógico esperar una respuesta, no?

Con respecto a Europa, por supuesto que no tengo un "yo" en cada país, pero afortunada o desafortunadamente, según se mire, me toca viajar muy habitualmente al extranjero (tanto Europa, como Sudamérica) y esa situación la he vivido.
Compañeros de trabajo a los que no les gustan absolutamente nada los animales de compañía (y con los que me llevo muy bien, A no implica B), han compartido tranvía, autobús e incluso restaurante con perros en aquellos países donde está permitido.

Por otro lado, sí que creo que "Europa" está sobrevalorada (o que España siempre tiene ese puntito de complejo de inferioridad).

En Finlandia, tienen un nivel de alcoholismo elevadísimo, hasta el punto que es normal que la gente caiga en la nieve en coma etílico, en Francia la educación brilla por su ausencia y cuando hay inundaciones mueren muchísimas personas (Qué ocurriría si esto pasa aquí????, no quiero ni pensarlo), en Amsterdam tienes carteles por toda la ciudad avisando de que vigiles siempre tu cartera y las bicis se roban muy habitualmente, en Bélgica hay gravísimos problemas con la política, y los alemanes e ingleses ya vemos cómo se comportan cuando llegan a Levante...

Efetivamente, ya veremos cómo se desarrollan los acontecimientos, pero si te fijas, al final siempre son los mismos los que suelen quejarse.
Anónimo ha dicho que…
AMÉN

Entradas populares de este blog

Terracito

Ascensor a Mallona

El timo de las reclamaciones