¿Cuanto nos cuestan a los ciudadanos ciertas cosas?

A través de twitter se están haciendo una risas enormes con el tema del zahorí de Lakua, resumo, unos funcionarios del Gobierno Vasco creían que tras producirse diversos casos de cáncer entre ellos y en en la misma planta, había una causa común para ello.

Esos mismos trabajadores, contrataron un zahorí. Este señor, nos guste o no, hizo su trabajo y dijo a los que le habían contratado cómo debían orientar sus mesas para que esos casos no se produjeran.

Este experto en fuerzas energéticas –también conocido como ‘feng shui’– emitió un dictamen sobre la disposición de los puestos de trabajo. En base al informe, los funcionarios han llevado a cabo una serie de cambios en la colocación de mesas y otros materiales de la oficina.

Lo poco que sé de epidemiología me indica que para que eso se llegue a considerar, tiene que haber un número de afectados por cada 100 trabajadores en un tiempo determinado y además, el cáncer debe ser el mismo. Por lo que he leído, este no era el caso, eran casos de cáncer diferentes.

Que no es razonable, pues no, pero cada uno se gasta SU pasta en lo que quiere.

El tema está en lo que he leído hoy, que el PNV en su desaforada campaña de fiscalización del Gobierno Vasco, ha preguntado por esto a la consejería de sanidad, preguntas que leyéndolas, se contestan solas y no necesitábamos el gasto de tiempo y material de la pregunta y la respuesta parlamentaria.

La diputada jeltzale Fátima Ansotegi ha pedido explicaciones al consejero de Sanidad, por la presencia del zahorí en las instalaciones gubernamentales. En concreto, quiere saber «qué alegaron los trabajadores para solicitar este servicio, cómo valora el consejero el ‘análisis’ que realizó, quién ha corrido con los gastos de contratación, qué cambios se han realizado» en las oficinas y si las modificaciones «han supuesto algún coste para las arcas públicas»

En fin, que el partido que ha estado gobernando durante casi 30 años pregunte por el coste del movimiento de mesas suena muy ridículo.

Considero que esta fiscalización a lo único que nos está llevando es a que la gente no va a saber diferenciar sobre qué pregunta es importante y cual innecesaria y que sería interesante que alguien se procupara de saber cuanto es el coste de estas preguntas en tiempo, material y dinero y cuanto ha subido respecto de anteriores legislaturas.

Salu2

Comentarios

Entradas populares de este blog

Terracito

Ascensor a Mallona

El timo de las reclamaciones