Doble multa, ¿no?.

Leo hoy que un ertzaina fue multado por aparcar en una plaza de discapacitado sin su correspondiente tarjeta acreditativa. El centro del debate de la noticia es que encima iba con el coche oficial cuando no estaba currando y que además, estuvo metido en el despropósito del día de la muerte de Iñigo Cabacas.

Lo que veo yo es que este tío se merece doble multa, una, la de aparcar en un sitio reservado para personas con dificultad de movimiento y la segunda, porque es él uno de los que tiene que velar porque eso no se produzca.

Eso si, el tío debió soltar eso de "estaba en acto de servicio" ...

Tranquilos, que nada de esto pasará.

Salu2

Comentarios

Entradas populares de este blog

Terracito

Ascensor a Mallona

El timo de las reclamaciones