Como el perro y el gato



Para que luego digan que los perros y los gatos no se pueden llevar bien ...

Ahí os mando una foto de Otto con otra amiga, Leela.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Si es que se nos cae la "babilla paternal" al ver lo buenín que es;-)

Entradas populares de este blog

Comulgar, la razón y la conferencia episcopal

Entretenimiento

Zendales y minizendales